International

Language / Idioma

 

Experiencia Erasmus+ de Andrés en Londres
andres_londres_2019_1.jpg

Muy buenas, soy Andrés, antiguo alumno de ilustración y os vengo a contar mi experiencia Erasmus en Londres, concretamente en la empresa de Shotopop.

Los primeros días

En mi caso fue lo más difícil, no por que me fuese dificil adaptarme, si no por que fueron una serie de catastróficas desdichas.

Mi mayor problema fue no haber ido unos días antes para quitarme del medio el tema de buscar piso, ya que Londres es uno de los problemas que tiene, el encontrar piso. Yo llegué allí un día antes de empezar las prácticas, habiendo antes, durante el verano, mirado muchos blogs y páginas para informarme de cómo encontrar piso en Londres (aparte de cosas necesarias, como la Oyster card, las políticas comunes de las empresas...)

En todos los lados que miraba, decían que para conseguir piso tienes que estar allí, por que el negocio de los alquileres está fatal, y no te puedes fiar de nadie hasta que metes la llave que te dan por la cerradura de tu habitación.

Decidí probar suerte en verano, a ver si podía al menos quedar en un futuro con los propietarios de los pisos que me gustaban, pero era imposible, ya que allí de un día para otro ya te lo han quitado.

andres_londres_2019_2.jpg

Por lo que al final tuve que hacerlo allí. El problema fue que de los 50 anuncios a los que envías un mensaje te contestan 2, y da gracias que sea para decirte que si quieres ver el piso. Además de esto me metí en grupos de Facebook de la zona en la que buscaba piso, pero ni uno contesto que estuviese libre.

Yo tenía mucha prisa en conseguir habitación, ya que me estaba hospedando en un Airbnb de una chica española muy maja, pero era por 5 días. Al final encontré una agencia que respondió a un anuncio que puse y me dirigí a ella. Estuve unas horas con ellos intentando encontrar lo que fuese, porque yo ya me encontraba en un punto en el que me valía lo que fuera que estuviese relativamente cerca y me lo pudiese permitir. La habitación que alquilé no era tanto, pero ya era algo; ya conseguí lo necesario, NO TENER QUE DORMIR EN LA CALLE.

Otro problema con el que iba fue que el último día en España comencé a ponerme malo, y todo eso fue desarrollándose en los primeros días allí, siendo el súmun de la enfermedad el día siguiente a encontrar piso, por lo que tuve que básicamente pasear 30 kilos de maletas, un portátil y mi mochila por todo Londres intentando encontrar el maldito piso. Y todo esto, además, con una fiebre de la leche.

El siguiente día, mi jefe vio que estaba muy malo y que no paraba de toser y moquear, así que me dijo que me fuese a casa y descansase hasta estar bien (Casper, te lo agradezco mucho, gracias por tanto), así que estuve 2 días encamado, solo saliendo para comprar en el súper todo lo necesario.

andres_londres_2019_3.jpg

La empresa

Sinceramente, la mejor parte del Erasmus. He aprendido un montón, he conocido a una gente increíble de muchas partes del mundo, me he sentido parte de un entorno creativo muy sano y divertido, he trabajado en grupo en proyectos comerciales increíbles y la verdad es que esta empresa me vino como anillo al dedo.

Hice de todo tipo de trabajos, concept art, diseño de logos, ilustré partes de anuncios y pude formar parte del desarrollo completo de un anuncio de Adidas, desde su primera fase de ideas y concept hasta ver el resultado final el último día que estuve.

La verdad es que fue una experiencia fantástica, rodeada de distinto tipo de profesionales (animadores, artistas 3d, especialistas en marketing...) que me hizo sentir capaz de perfectamente trabajar en el sector de diseño e ilustración, que es una de las razones por las que quise ir de Erasmus, además de recibir una respuesta muy buena de la empresa, diciéndome que si quiero volver me esperan con los brazos abiertos.

andres_londres_2019_4.jpg

La ciudad

Fue toda una experiencia conocer la ciudad de los musicales, la cara de la reina como merch londinense y los conciertos en cada esquina en pleno debate del brexit. Viví unas cuantas huelgas y manifestaciones, y habiendo hablado con mucha gente me sorprendí mucho de los resultados de las últimas votaciones.

El estilo de ropa, la música y en general el ambiente de Londres me viene como anillo al dedo, personalmente, y fue fantástico disfrutar de todo esto, yendo a conciertos por dos pelas, flipándolo con lugares super chulos y la amabilidad típica inglesa y hablando con gente con la que me sentía muy identificado en muchos sentidos, cosa que en España me cuesta mas.

Londres tiene bastantes lugares que visitar y fui poco a poco conociéndolo junto a gente que conocí allí, como por ejemplo otra compañera de la Escuela que estaba de Erasmus también en Londres.

andres_londres_2019_5.jpg

Este viaje me ha ayudado en gran parte a descubrirme un poco más y a saber lo que quiero y lo que no en mi vida. Me ha permitido mucha reflexión en esos largos viajes en metro, cruzando miradas con desconocidos, llegando a mi casa cansado de estar todo el día trabajando, tumbarme en la cama y pensar en el futuro.

Una de las cosas que descubr,í por ejemplo, es que las grandes ciudades me saturan, y que me hacía sentir que soy una abeja más de la colmena que era Londres, y sentía que era más como una herramienta que como un ser emocional. Pero bueno, eso son cosas mías, y era una cosa muy necesaria por descubrir sobre mí que puede cambiar en unos años o no, pero está muy bien saber.

Con esto lo que pretendo es animaros a la aventura, a experimentar a ponerte en distintas situaciones, y esta es una buena manera de hacerlo. Afrontarse a estar solo en un país nuevo por descubrir, a probar un nuevo método de trabajo o estudios y a conocer gente distinta a la de tu entorno. A veces las zonas de confort son peligrosas, nos hacen pensar que el mundo es solo eso, pero el mundo es muchísimo mas grande y de vez en cuando hay que conocer más de él.

 

Acerca de la Escuela de Arte | Mapa del sitio | Contactar | RSS

© 2021 Escuela de Arte de Oviedo - Julián Clavería 12 - 33006 Oviedo Asturias España